La Linea Cofrade » “LA ATUNARA TIENE UN SUEÑO, SUEÑA QUE SU MADRE SALGA YA” I EXALTACIÓN A SANTA MADRE DE DIOS, LUZ Y ESPERANZA NUESTRA
cab

JOSÉ RAMÓN MATA JIMÉNEZ UNIÓ EN SU EXALTACIÓN LA PARROQUIA DEL CARMEN CON LOS SAGRADOS TITULARES DE LA COFRADÍA DEL VIERNES SANTO

“LA ATUNARA TIENE UN SUEÑO, SUEÑA QUE SU MADRE SALGA YA” I EXALTACIÓN A SANTA MADRE DE DIOS, LUZ Y ESPERANZA NUESTRA

9 febrero de 2018 / La Linea Cofrade

El pasado jueves uno de febrero en la Parroquia de Nuestra Señora del Carmen se celebró la Primera Exaltación a Santa Madre de Dios, Luz y Esperanza Nuestra, Sagrada Imagen Dolorosa de la Cofradía del Viernes Santo del Cristo del Mar, estando dentro de los actos y cultos programados por la junta de gobierno en Honor a la Santísima Virgen que en este año 2018 por vez primera acompañara a su Hijo Crucificado en estación de penitencia.

Santa Madre de Dios, Luz y Esperanza Nuestra

Santa Madre de Dios, Luz y Esperanza Nuestra

En su residencia canónica, la Parroquia de Nuestra Señora del Carmen, en el Barrio de la Atunara se ha celebrado durante los días 30, 31 de enero y 1 de febrero los Solemnes Cultos en Honor y Gloria de Santa Madre de Dios, Luz y Esperanza Nuestra, Sagrada Imagen Titular de la Cofradía del Cristo del Mar.

Cada uno de los tres días del Triduo la Santa Misa daba comienzo a las 19.00 horas, contando con la asistencia y participación de la junta de gobierno, hermanos y feligreses, oficiadas por el Párroco del Carmen y Director Espiritual de la Cofradía. Finalizada la Eucaristía del último día de cultos internos se ha celebrado la  I Exaltación a Santa Madre de Dios Luz y Esperanza Nuestra, quedando esta fecha marcada en la historia de la corporación.

Un miembro de la junta de gobierno iniciaba con sus palabras el acto, invitando a seguir las palabras del pregonero,  agradeciendo la asistencia a todos los que llenaban el Templo, entre los que se encontraba una representación del Consejo Local y de otras Hermandades de nuestra población.

Acto seguido ocupaba el atril Jesús Luque Vázquez para realizar la presentación del Exaltador, valorando en sus palabras todas las inquietudes y personalidad del pregonero. Con un fuerte abrazo Luque entregaba del testigo al I Exaltador de Santa Madre de Dios Luz y Esperanza Nuestra, José Ramón Mata Jiménez.

 Recordando su niñez iniciaba Ramón Mata a desgranar los folios escritos en estas últimas semanas, para dar paso al rezo de un Ave María muy especial dedicado a la Dolorosa de la Atunara.

Tras realizar los saludos oportunos y muestras de agradecimiento el pregonero seguía recordando su juventud en torno a la barriada y la Iglesia del Carmen.

Nuestra Parroquia Marinera ya no mira al mar, sino que busca la ciudad. Los tiempos cambian, ni para mejor ni para peor, pero cambian, y nosotros tenemos que cambiar con ellos”.

Hace mención en sus palabra y describe la evolución de la Parroquia del Carmen y la vinculación que debe tener la

José Ramón Mata Jiménez

José Ramón Mata Jiménez

Hermandad con la comunidad, predicando todos los días del año.

“Paso a paso, chicotá a chicotá. Rezando, creyendo, pero sobre todo viviendo, dando testimonio de nuestro credo”.

José Ramón Mata se centra en la Sagrada Imagen de la Dolorosa, la protagonista de la Exaltación, relata a todos los asistentes todo lo vivido en esos años hasta llegar el soñado 2 de diciembre de 2001, donde fue Bendecida.

“Santa Madre de Dios, Luz y Esperanza nuestra ya estaba aquí, aunque sin calvario, el calvario es el que tuvimos que pasar para poderla tener”.

También el pregonero comenta la larga espera de 18 años sin verla acompañando a su Hijo Crucificado en la estación de penitencia de la Cofradía el Viernes Santo, acontecimiento que va a tener lugar la próxima Semana Santa 2018.

Le habla a las cargadoras de la parihuela donde ira la Madre de Dios: ” Las cargadoras tenéis clarísimo que sois los pies de la Madre de Dios, pero no solo los pies. Tenéis que ser sus manos para arropar al que tiene frío, para curar al herido, para dar de comer al hambriento, para ayudar a caminar al ciego. Poner vosotras la faena y cerca de nuestras casas. Y no solo vosotras, sino toda la hermandad. Tenemos que ser buenos hermanos. ¡El Reino está cerca!”.

Terminaba sus palabras, no podría ser de otra manera, las dedica al Santísimo Cristo del Mar: “Si decimos que el centro de nuestra fe es Cristo, ¿cómo no le voy a dedicar una parte al Cristo del Mar?”.

Con la entrega de unos recuerdos por parte del Hermano Mayor de la Hermandad del Cristo del Mar y del Hermano Mayor de la Hermandad del Perdón se daba por concluido este acto previo a la Cuaresma.

Texto integro de la I Exaltación: exaltacion-madre-de-dios (pinchar enlace).

Galería de Imágenes de Alfredo Jesús Sánchez Toro e Ildefonso Pérez López:


WordPress Video Lightbox Plugin